Carmen Jonnes

El delicado equilibrio hormonal y su importancia en la fertilidad

Adentrarse en el fascinante mundo de las hormonas es como descubrir una orquesta que, en perfecta sincronía, interpreta una melodía que guía los ritmos y procesos de nuestro cuerpo. Estos mensajeros químicos, en sus precisas concentraciones, se encargan de regular funciones vitales, y entre ellas, una de las más mágicas y misteriosas: la fertilidad.

El sistema hormonal es un complejo entramado donde cada hormona tiene un papel específico, y su equilibrio es esencial para garantizar que todo funcione correctamente. Desde la preparación del útero para recibir un óvulo fertilizado hasta la regulación del ciclo menstrual, las hormonas están al mando. Sin embargo, este equilibrio es delicado y puede verse afectado por numerosos factores, desde la alimentación y el estilo de vida hasta el estrés emocional.

En esta sección, te invitamos a descubrir la maravillosa coreografía hormonal que se despliega en tu cuerpo cada mes. Exploraremos la relevancia de este equilibrio y cómo, cuando se desajusta, puede influir en la capacidad de concebir. Es un viaje de autodescubrimiento y comprensión profunda, que te permitirá apreciar aún más la milagrosa danza de la vida que ocurre en tu interior.

Entender este equilibrio es el primer paso hacia la toma de decisiones informadas, el cuidado de tu salud reproductiva y la creación de un ambiente óptimo para la concepción. Acompáñanos en este viaje y descubre la sinfonía hormonal que resuena en cada rincón de tu ser.

Causas

Síntomas

Evaluación de la salud hormonal y cómo abordar los desequilibrios

Pasos para abordar los desequilibrios hormonales

Problemáticas comunes y cómo solucionarlas

2 comentarios en “El delicado equilibrio hormonal y su importancia en la fertilidad”

  1. Paula Cortés Díaz

    Mi menstruación si puedo decir que es siempre regular y justo me viene a los 28 días.

    Si he notado que antes de que me venga el sangrado rojo intenso tengo unos días que me duele los ovarios y un día o dos antes me empieza a venir marrón y después rosita.

    Depende del mes antes de que me venga me salen bastantes granitos.
    Suele variar pero por ejemplo este mes he notado que me han salido por la espalda y cara granos internos de estos que duelen un montón.

    De durar, me dura muy poco el sangrado abundante (rojo intenso). 2 días.
    Si que veo que tengo algunos coágulos.

    Por ejemplo he avisado para empezar la punción el tercer día de regla (hoy) y ya no tengo cantidad abundante. No se si eso importará en empezar con las anticonceptivas.

    Dolorosa puedo decir que si es mi menstruación y que algunos días de antes y cuando me viene lo paso mal.

    Cuando me han hecho ecos me han visto un mioma, que siempre me han dicho que no molesta.

    En el ginecólogo yo lo he comentado por el dolor y los coágulos y me han dicho que no tiene nada que ver.

    A ver si me puedes ayudar un poco Carmen en ver que es normal y que no.

    Muchas gracias!
    Un saludo.

    1. Carmen Jonnes

      La regularidad de tu ciclo y la presencia de dolor y cambios en tu flujo antes del sangrado rojo intenso son aspectos bastante comunes entre muchas mujeres. El dolor de ovarios y el flujo marrón o rosado antes del período pueden ser señales normales de tu ciclo menstrual, aunque el dolor significativo no debería ser una constante.

      El hecho de que tengas un flujo abundante por solo 2 días y luego disminuya también es normal para algunas mujeres. Cada cuerpo es diferente y tiene su propio patrón de menstruación. Los coágulos pequeños durante el período son comunes y generalmente no son motivo de preocupación, siempre y cuando no sean muy grandes o acompañados de otros síntomas preocupantes.

      Respecto a los granos, es bastante habitual experimentar brotes relacionados con las fluctuaciones hormonales del ciclo menstrual. Esos granos dolorosos e internos que mencionas pueden ser el resultado de estos cambios hormonales.

      En cuanto al mioma que mencionas, si los médicos han evaluado que no está afectando, probablemente han considerado que no interfiere con tu fertilidad ni con los procesos de FIV. Sin embargo, es siempre buena idea mantener un seguimiento sobre cualquier cambio en su tamaño o síntomas asociados.

      El comenzar con las anticonceptivas en preparación para la punción ovárica es un procedimiento estándar en muchos tratamientos de FIV, y el estado de tu menstruación en ese momento particular suele ser tomado en cuenta por tu equipo médico para optimizar el proceso.

      Si el dolor durante tu menstruación es significativo y afecta tu calidad de vida, te animo a que no dejes de comunicarlo a tu médico. Aunque te hayan dicho que el dolor y los coágulos no están relacionados con otros problemas, siempre tienes derecho a buscar una segunda opinión o a pedir más explicaciones sobre cómo estos aspectos pueden afectar tu bienestar general y tu proceso de FIV.

Deja una respuesta

Scroll al inicio